Hot Games

El Neolítico

LAS PRIMERAS SOCIEDADES AGRICOLAS

Hacia el año 12000 a. C. se produjo un aumento generalizado de la temperatura de la Tierra. Los hielos se retiraron hacia los polos y con e1los marcharon muchos de los grandes rebaños de bisontes y renos, cuya carne constituía una buena parte de la dieta humana.
Los seres humanos tuvieron que adaptarse a estas nuevas condiciones y buscar otras fuentes de alimentación. Con la aparición de la agricultura y la ganadería pasaron de simples depredadores a productores de alimentos. El cambio fue tan importante que se lo considera como una verdadera revolución, que a su vez abre el paso a una nueva etapa: el Neolítico.

1.- LA PRODUCCIÓN DE ALIMENTOS: AGRICULTURA Y GANADERIA
La agricultura se inició hace unos 10.000 años, en una zona del Próximo Oriente donde el trigo y la cebada crecían en estado silvestre. Posiblemente, la observación continuada de los fenómenos de la naturaleza hizo que hombres y mujeres aprendiesen que determinadas semillas enterradas bajo tierra germinan al cabo de un tiempo.
Algo parecido sucedió con la ganadería. La observación de los animales que los hombres y mujeres del Neolítico tenían a su alcance (cabras, ovejas, vacas, cerdos...), con los que compartían los escasos pozos de agua y los ríos, facilitó su domesticación.
Los inicios de la ganadería se relacionan con la costumbre de criar animales capturados como reserva alimenticia para los días en que la caza no era suficiente.
El Aprovechamiento de los cereales
El aprovechamiento de los cereales implicaba una variedad de tareas para hacer comestible el grano.
Primero había que segar; seguidamente se batía la mies con bastones para separar el grano de la paja y a continuación se aventaba. Después se recogía el grano.
Para utilizarlo como alimento, se colocaba sobre una gran piedra plana y se trituraba con una piedra redonda.

2.- NUEVOS UTENSILIOS
Las tareas que ahora ocupaban a los hombres y las mujeres hicieron necesaria la fabricación de nuevos utensilios. Los de piedra tallada continuaron utilizándose, pero empezaron a fabricarse nuevos instrumentos de piedra pulida, en la que se eliminaban las rugosidades de su superficie.
Para cultivar la tierra, los campesinos inventaron nuevos útiles: la azada para cavar, la hoz para cortar las espigas y el molino de mano para moler el grano.
El hacha de filo pulido posibilitó la tala de árboles para poder cultivar la tierra y facilitó el trabajo de la madera (carpintería) para construir viviendas y fabricar otros utensilios más eficaces.

Actividades
¿Con qué materiales están fabricados los instrumentos?
¿De qué instrumentos se trata? ¿Cuál era su función? ¿Con qué actividad económica los relacionarías?

3.- LA DIFUSIÓN DEL NEOLITICO
La zona del Próximo Oriente en la que se localiza el nacimiento de la agricuttura y de la ganadería se conoce con el nombre de Creciente Fértil. Esta se extiende a lo largo de los ríos Tigris y Éufrates hasta las riberas del mar Muerto.
Investigaciones recientes han demostrado que la agricultura surgió de forma autóctona en otras zonas del planeta como el valle del Indo (India), el de Huang 110 (China), los altiplanos de Centroamérica (Méjico) y los Andes (Perú).
La difusión de la cultura neolítica hacia Europa se produjo a partir del V milenio a.C. a través del Mediterráneo o por la ruta centroeuropea siguiendo los cursos de los grandes ríos.
La aparición de la agricultura se produjo de forma autónoma en diversas partes del mundo. En el mapa puedes ver las principales zonas donde surgió.
  • ¿Dónde se encuentran los primeros núcleos agrícolas autónomos?
  • ¿Qué productos se cultivaban en cada uno de ellos?
  • ¿A que asocias el nombre de Creciente Fértil?
ACTIVIDADES DE SÍNTESIS

¿Dónde y cuándo apareció el Neolítico?
¿Qué condiciones climáticas propiciaron el descubrimiento de la agricultura y la ganadería?
¿Qué es la economía productora? ¿Qué cambios conlleva respecto de la economía depredadora?
¿Qué nuevos instrumentos aparecieron durante el Neolítico?

LA ALDEA NEOLITICA
La agricultura y la ganadería dieron lugar al asentamiento de los seres humanos en aldeas próximas a los campos de cultivo. Al no tener que desplazarse para buscar alimentos, los hombres y mujeres se volvieron sedentarios. Además, el Neolítico comportó el surgimiento de nuevas actividades como la carpintería, la cerámica y el tejido, y posibilitó la aparición de algunos intercambios comerciales. 
 
LA ALDEA: UNA COMUNIDAD AUTOSUFICIENTE

Las primeras aldeas debían estar constituidas por cabañas de forma circular o rectangular. Se ubicaban en elevaciones del terreno próximas a ríos y solían rodearse de muros o fosos para protegerse de los animales o de la rapiña de los grupos vecinos. Las viviendas se construían con adobe (barro y paja secada al sol) y los techos solían ser de ramas y paja.
La producción agrícola era escasa y no permitía grandes intercambios. Las aldeas neolíticas eran autosuficientes, es decir, consumían todo lo que pro­ducían. Sin embargo, sabemos que existía un pequeño comercio, ya que en algunas aldeas se han encontrado objetos (conchas marinas, sílex...) procedentes de otros lugares, a veces bastante alejados.

LAS NUEVAS ACTIVIDADES DOMESTICAS
La cerámica
La necesidad de almacenar productos agrícolas estimuló, hacia el VI milenio a.C., el descubrimiento de la cerámica. Es posible que el endurecimiento de un cesto de barro por la acción del sol o del fuego abriese el camino a la producción ceramista. Así, hombres y mujeres empezaron a modelar pedazos de barro en la forma que deseaban y a cocerlos a elevadas temperaturas para endurecerlos.
El tejido
La fabricación de redes y el entrelazado de cuerdas, (cestería) fueron el primer paso hacia una nueva actividad: el tejido.
Para hilar, inventaron el huso, con el que convertían ciertas fibras naturales (lino y lana) en hilos largos. Para tejer, usaban el telar, que facilitaba el procedimiento de trenzado de hilos para elaborar una tela.

LA VIDA COLECTIVA EN LAS ALDEAS

La agricultura exigía un esfuerzo comunitario y los habitantes de la aldea colaboraban en la tala de los bosques, la siembra y la recogida de las cosechas, etc. Los hombres cuidaban del rebaño y cazaban; mientras, las mujeres practicaban la agricultura, la recolección y se encargaban de las tareas domésticas (cerámica, tejido, cuidados de los hijos...).
Los habitantes de la aldea se organizaban en clanes unidos por lazos de parentesco. Los campos de labor pertenecían colectivamente a los aldeanos y se repartían en lotes que se trabajaban por grupos de familias.
La dependencia agrícola de las fuerzas de la naturaleza propició la consoli­dación de rituales mágicos. En ellos se veneraba al sol, el agua o el viento con la finalidad de favorecer a la agricultura. El culto a la fertilidad de la tierra quedó representado por unas estatuillas femeninas de barro (dea-mater) que relacionaban la fertilidad de la tierra con la de la mujer.

Los Primeros Telares
Los primeros telares están formados de dos palos de madera fijados sobre el suelo, sobre los que se colocaba un bastidor que sostenía los hilos de la urdimbre.
Los hilos de la trama se entrecruzaban mediante una lanzadera y se presionaban para que el tejido quedara más tupido.

ACTIVIDADES DE SÍNTESIS
  • ¿Cuándo y por qué el ser humano se volvió sedentario?
  • ¿Cómo eran las primeras aldeas? ¿Qué significa que las aldeas neolíticas eran autosuficientes? ¿Cómo era su organización social?
  • ¿Qué nuevas actividades artesanales surgieron?
  • ¿Qué trabajos se realizaban colectivamente? ¿Cómo se distribuía el trabajo?
  • ¿Qué es una dea mater? ¿Qué rituales representaba?
LA EDAD DE LOS METALES
Hacia el 6000 a. C., en el Próximo Oriente, la agricultura se fue haciendo cada vez más productiva gracias al control del agua de los ríos, la invención del arado de madera y la incorporación de los animales a las tareas del campo. Este aumento de la producción hizo posible que una parte de la población se dedicara a otros oficios, consiguiéndose así una cierta especialización y división del trabajo.
LAS SOCIEDADES CON METALURGIA
El trabajo de los metales era un oficio duro y difícil. Así, la metalurgia fue el primer oficio que generó verdaderos especialistas, que sólo se dedicaban a1 trabajo del metal y ofrecían sus productos a cambio de alimentos que otros producían.


El primer metal conocido fue el cobre, pero era muy blando y los utensilios se deformaban rápidamente. Algunos artesanos empezaron a mezclar el cobre con el estaño y obtuvieron el bronce. Este era un metal duro y cortante que facilitaba todas las tareas y que sustituyó poco a poco a la piedra.
Los nuevos instrumentos agrícolas de metal permitieron aumentar la producción y acumular excedentes para intercambiar. Fue también entre esos pueblos donde se desarrollaron las primeras técnicas de navegación y donde se descubrió la rueda. Ambos inventos fueron fundamentales para expandir los nuevos conocimientos a través del comercio.

La Metalurgia
La aparición de la metalurgia comportó el surgimiento de verdaderos especialistas, ya que la elaboración de objetos de metal exigía gran habilidad y unos conocimientos especializados.También, conllevó el aumento de los intercambios comerciales, sobre todo a larga distancia. Con el bronce se fabricaron principalmente armas: espadas, puñales, flechas, etc.
  
 Actividad
Observa atentamente cómo eran los hornos en la Edad de los Metales.

El metal se mezclaba con el carbón, que se encendía mediante leña situada en la parte inferior.
El metal fundido fluía por un agujero, donde se enfriaba y formaba un lingote.
  • Fíjate en la ilustración y explica cómo funcionaban los hornos de los primeros metalúrgicos.

    ***   ***   ***
    El historiador Gordon Childe emplea la palabra revolución debido al cambio radical que sufrieron los hombres en sus hábitos y costumbres. Los recolectores de alimentos –es decir, cazadores, pescadores y buscadores de bayas y nueces- tenían que vivir en pequeños grupos o conjuntos, ya que deberían estar listos para movilizarse dondequiera que su fuente alimenticia se trasladara. No son muchas las personas que pueden alimentarse de esta manera en una zona y, por otra parte, los niños pequeños y los ancianos constituyen una carga. No hay suficientes alimentos como para almacenarlo, además que no suele ser el tipo de alimento que puede ser guardado largo tiempo.
    Advertirá el lector cómo todo esto encaja dentro de un cuadro: vemos pequeños grupos de hombres que viven ya en esta caverna, ya en aquella –o bien al aire libre- según se movilizaran tras de los animales que cazaban; no existían poblados permanentes, cuando mucho unas cuantas chozas semienterradas; no había utensilios rompibles; ni cerámica; ni huellas de nada que sirviese como ropa, a excepción de los utensilios que probablemente se usaban para acondicionar las pieles de los animales; no había tiempo para pensar en otra cosa que no fuese el alimento, protección y el deshacerse de los muertos cuando la muerte llegaba. Un hombre que se pasa la vida siguiendo a los animales sólo para matarlos y alimentarse, o yendo de un terreno de bayas a otro, realmente lleva la vida de un animal.
    Frente a este cuadro permítaseme trazar otro: el de la vida del hombre a partir de que se inició la producción de alimentos. La carne que comía se almacenaba “en pie” y el grano en silos o grandes tinajas. Vivían en una casa más o menos permanente, valía la pena construirlas, ya que no podía alejarse demasiado de sus campos y rebaños. En las inmediaciones podía producir el suficiente alimento y criar suficientes animales de manera que mucha gente se mantenía ocupada. Todos vivían en una aldea que tenía ya un buen tamaño y además seguía creciendo. Todos tenían más que comer; posiblemente todos eran más fuertes y había más niños. Los niños y ancianos podrían pastorear los animales durante el día o ayudar en el trabajo menos pesado en los campos. Después de que las mieses habían sido cosechadas, los hombres jóvenes podrían salir de caza y algunos a pescar, pero el alimento que traían era complemento del de la aldea, aunque los cazadores y pescadores regresaran con las manos vacías sus habitantes no morían de hambre.
    También quedaba tiempo para cosas diferentes. Los hombres aprendieron a modificar la naturaleza. Hicieron objetos de alfarería con arcilla cruda y textiles con cabellos o fibra. Los que eran buenos alfareros cambiaban sus ollas por comida y dedicaban todo su tiempo a la alfarería. Otros aprendían a tejer telas o a hacer nuevos utensilios.
    Otras cosas cambiaban también. Los habitantes debieron ponerse de acuerdo sobre nuevas reglas para vivir juntos, el hombre más importante de la aldea tenía problemas diferentes a los del jefe de un pequeño grupo de recolectores de alimentos. Hasta los dioses habían cambiado: los espíritus y la magia que habían utilizado los cazadores no les servían para nada a los aldeanos. Necesitaban dioses que cuidaran de los campos y los rebaños…”
    Braiwood, R, El hombre prehistórico.

    1.- Lee atentamente el texto y averigua el significado de las palabras que no conoces.
    2.- Identifica y señala los párrafos que hacen referencia al paleolítico y los párrafos que hacen referencia al neolítico y subraya en cada uno una frase o palabra que te indica al período a que corresponde.
    3.- Explica con tus palabras el significado de la oración “la carne que comía se almacenaba “en pie” y el grano en silos o grandes tinajas”
    4.- Explica por qué dice el autor que “quedaba tiempo para cosas diferentes” y ¿cuáles eran esas cosas para las que quedaba tiempo?
    5.- Enumera las actividades económicas que comienzan a realizarse en el neolítico.


     ***   ***   ***

***   ***   ***
Erase una vez el hombre "Los valles fértiles"



 

Blogger news

Blogroll

About